Embalse: La Unidad Turística en estado de abandono

|

Allá por el 47, en el contexto de la primera presidencia de Perón, y cuando los trabajadores empezaron a tener derechos por primera vez en Argentina, Embalse y Chapadmalal se convirtieron en ejes del turismo social. Con unidades turísticas de alta calidad que garantizaban vacaciones de primer nivel por módicos precios, el peronismo trató de darle un mayor estilo de vida a los más humildes. Hoy, 70 años después, la Unidad Turística de Embalse parece abandonada a su suerte.

Félix Vadillo, Presidente del Centro de Comercio de la localidad, recuerda los momentos de gloria de este emblemático lugar no sólo para su pueblo, sino para la provincia y el país. Niñas y niños corriendo por los patios, disfrutando de un paisaje sin igual al lado del lago.

Junto a Pablo Riveros, Secretario Comunal de Villa Ciudad Parque y actual candidato a Diputado Nacional, y Javier Costábile, concejal de Embalse, participaron de un informe que salió anoche por el programa 24P, que se emite por C5N, mostrando el estado de los hoteles.

En contacto con Vadillo, reconoció que el Gobierno Nacional anterior no invirtió lo necesario para mantener el lugar, «pero había trabajo». Hace poco uno de los coordinadores de la Unidad Turística, Eduardo Pereyra, anunció un aporte de 27 millones de pesos para los techos. Y las autoridades lo consideran importante. Pero no implica solución al funcionamiento del espacio, que está marchando a sólo un 10 por ciento de su capacidad. «No se generó en el tiempo anterior el estado de incertidumbre que tenemos hoy. Ahora no sabemos qué va a pasar. Esta es la situación», describió Vadillo.

Actualmente la Central Nuclear de Embalse, que se encuentra en estado de extensión de vida útil, absorbe gran parte de esos trabajadores que se han quedado sin su fuente laboral. Pero a fin de año, vuelve al número de empleados normal, previéndose centenares de desocupados. «La Central está absorbiendo mucha mano de obra de los hoteles. Esto hace que la Central hoy, en el pueblo, no deje sentir esta crisis de impacto que se está generando con el turismo social. Pero la prolongación de la vida útil de la Central ya se termina y cuando suceda va a pasar lo mismo que en el 83. Van a quedar 600 o 700 personas trabajando en la Central y el resto se van a ir. Y va a quedar un pueblo donde se va a empezar a hacer sentir de lo que estamos hablando», evaluó el Presidente del Centro de Comercio.

La Unidad Turística de Embalse generaba entre 400 y 700 puestos de trabajo. «Hoy el sector gastronómico está funcionando con una plantilla de no más de 30 a 40 personas», aseguró. Leídos los números como tales, no significan demasiado. El problema es que esos números son familias que se quedan sin llevar el pan a la mesa de sus hijos.

Fotos gentileza Félix Vadillo

Deja un comentario

incendios forestales
A %d blogueros les gusta esto: