Somos Mariano Moreno

Comparte esto con:

El periodismo argentino nace de una grieta que aún hoy perdura. De hecho, el Día del Periodista se conmemora cada 7 de junio en honor al primer periódico que llevó el nombre de La Gaceta de Buenos Ayres, nacido como una herramienta de lucha revolucionaria creada por Mariano Moreno. Él, Manuel Belgrano y Juan José Castelli fueron los primeros en comprender que los sucesos de 1810 eran una revolución y que se debía ir por cambios más profundos en la sociedad. Otros como Saavedra, por ejemplo, un conservador defensor de los sectores de la alta sociedad y criollos de elite, tenían intereses distintos que hacían a la búsqueda del poder.

Pero, ¿quién era Moreno? Parafraseando al historiador Felipe Pigna, era un abogado de origen humilde que había conocido en Chuquisaca dos cosas que lo modificarían para siempre: las ideas de los teóricos revolucionarios y el aberrante espectáculo de la explotación indígena. En la Junta, Moreno propuso apoyar reacciones en la Banda Oriental y Brasil, expropiar las riquezas de los españoles y destinar esos fondos a crear ingenios y fábricas. Pero en esta tierra, tanta audacia no tardaría en ser castigada…

Luego de los embates sufridos por Saavedra, renunció a la Primera Junta y mientras estaba en una misión a Londres, su esposa recibió elementos de luto anticipando la muerte de su marido. Falleció en la fragata Fame, embarcación británica, luego de habérsele proporcionado extraños medicamentos y 4 gramos de antimonio tartarizado, 40 veces más de lo que se reconoce como una dosis mortal. Por esas injusticias del destino fue envuelto en una bandera inglesa y arrojado al mar. Con apenas 32 años dejaría un legado enorme. Y es esa pasión que corría por sus venas la misma que hoy motoriza los corazones de los que luchamos por ese sueño. En tu honor, Mariano, hoy te brindamos el respeto que se merece un prócer que dejó su vida por ver un suelo más justo e igualitario…

“Si los pueblos no se ilustran… si no se vulgarizan sus derechos… si cada hombre no conoce lo que vale, lo que puede y lo que se le debe…nuevas ilusiones sucederán a las antiguas, y después de vacilar algún tiempo entre mil incertidumbres, será tal vez nuestra suerte mudar de tiranos sin destruir la tiranía”.

Comparte esto con:

Deja un comentario